Cobertura contra cáncer es insuficiente, dice enlace federal

Rubén Hernández

La cobertura de programas y acciones en la lucha contra el cáncer de mama y cervicouterino a nivel federal es del 30%, sostuvo el enlace federal de Cáncer de la Mujer del Centro Nacional de Equidad de Género y Salud Reproductiva, Gustavo Sánchez Flores, quien dio a conocer que en las cifras para Tlaxcala representa un promedio de 30 a 40 muertes anuales por cáncer de mama.

Así señaló, que no es posible evaluar el impacto real del cáncer de mama y cervicouterino, debido a que la cobertura de los programas apenas alcanza un porcentaje mínimo y que ya son insuficientes estas acciones a nivel nacional, por lo que consideró necesario hacer obligatoria la mastografía y el Papanicolaou a todas las mujeres a partir de los 40 años de edad.

Así durante la celebración del Día Internacional de la Lucha contra el Cáncer de Mama en Tlaxcala, el funcionario federal manifestó en la entidad se han registrado alrededor de 30 a 40 muertes por cáncer de mama en este año, mientras que a nivel nacional el problema ha aumentado de manera importante y que las gráficas del cáncer cervicouterino ya no descienden.

Además dio a conocer, que estos dos tipos de cáncer son los que más  han  ocasionado muertes a mujeres a nivel nacional y que de estos, no se tienen datos que permitan conocer la causa del cáncer de mama, mientras que el cervicouterino dijo, es por el  Virus de Papiloma Humano (VPH).

En cuanto a las estadísticas informó, que inicialmente el papanicolaou bajó la incidencia, pero que llegó un momento en que estos registros se mantuvieron estáticos.

“Los programas contra el cáncer de mama y cervicouterino siguen siendo oportunistas, no podemos evaluar el impacto de estos porque para ello se requiere una cobertura del 70 por ciento y llegamos al 30”, sostuvo.

Finalmente, el enlace federal de Cáncer de la Mujer del Centro Nacional de Equidad de Género y Salud Reproductiva, Gustavo Sánchez Flores, agregó que ya no es posible seguir con estas mismas acciones y que es necesario activar los programas de salud para promover la mastografía a nivel nacional y sea una obligación a partir de los 40 años de edad, situación que debe ser similar para el caso del Papanicolaou, concluyó.