López Obrador dice que no responderá a Trump con desesperación

Redacción

El Presidente Andrés Manuel López Obrador aseguró el viernes que México no responderá con desesperación a la amenaza del estadounidense Donald Trump de aplicar aranceles como castigo por el continuo flujo migratorio, sino con la búsqueda de diálogo.

En la conferencia matinal en Ciudad de México reiteró que el país no caerá en “ninguna provocación” y que no se contestará “a la desesperada” ante esta decisión de Trump. También se mostró confiado en que Estados Unidos rectificará sus medidas.

“Les digo a todos los mexicanos que tengan confianza, que vamos a superar esta actitud del Gobierno de Estados Unidos y que van ellos a rectificar, porque México no merece un trato como el que se quiere aplicar”, señaló el mandatario desde el Palacio Nacional.

Trump anunció este jueves a través de Twitter la imposición de aranceles del 5% a partir del 10 de junio todos los productos mexicanos si la nación latinoamericana no frenaba la migración.

En un comunicado difundido posteriormente por la Casa Blanca, Trump marcó un calendario para la subida gradual de los gravámenes – hasta un 25 %- si no cesa el flujo de migrantes irregulares desde México.

En respuesta, López Obrador envió una carta al presidente Donald Trump en el que pidió diálogo y no confrontación, e indicó que no creía en la Ley de Talión, en el “diente por diente” ni “ojo por ojo”.

Además, instó a su homólogo estadounidense a no convertir EU -otrora el “país de la fraternidad”- en un “gueto”.

Sin respuesta a carta

Este viernes, López Obrador reconoció no tener constancia de que Trump o su equipo hayan respondido a la misiva. “Por esto no podemos decir más que lo expresado en la carta”, agregó.

El Presidente instó a actuar “con prudencia” y apostó por el diálogo.

Por ello, informó que desde este mismo viernes el canciller mexicano, Marcelo Ebrard, se encuentra y permanecerá en Washington intentando buscar una solución al conflicto.

“Que permanezca en la Embajada de México en Estados Unidos y que busque con funcionarios del gobierno de Estados Unidos comunicación e intercambios de puntos de vista, y que se llegue a un acuerdo”, apuntó López Obrador.

Recordó que México ya ha implementado medidas para frenar el flujo migratorio, pero, apelando al humanismo, dijo que no va a “culpar” a quienes buscan oportunidades en otros países.

“Sí estamos cumpliendo con nuestra responsabilidad con las políticas migratorias. Y de todo esto se va a informar en Washington”, apuntó, y añadió que el país “no ha desatendido” el asunto migratorio.

“No nos hemos quedado con los brazos cruzados”, agregó.

López Obrador afirmó a los mexicanos que les mantendrá “constantemente” informados.

“El presidente Trump va a comprender que no es de esa manera que se pueden resolver las cosas”, indicó el líder izquierdista, convencido que tanto los mexicanos como los estadounidense están “a favor del libre comercio”.

Apuntó que continuará el proceso de ratificación en el Senado mexicano del tratado comercial entre México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC).

El trámite inició precisamente este jueves, apenas una hora antes del anuncio de Trump.